El saldo hipotecario de las familias cayó en casi 5.000 millones en enero y febrero, el mayor descenso desde 2013

El saldo hipotecario de las familias cayó en casi 5.000 millones en enero y febrero, el mayor descenso desde 2013

– Los créditos a empresas bajaron en 9.500 millones, el descenso más acusado desde 2014

MADRID, 07 (SERVIMEDIA)

El saldo de préstamos concedidos por las entidades de crédito a los hogares para la compra de vivienda descendió en 4.891 millones de euros en enero y febrero de este año respecto al cierre de 2022, lo que supone el mayor retroceso en un periodo equivalente desde 2013.

Así se desprende de los últimos datos sobre crédito a familias y empresas publicados esta semana por el Banco de España y consultados por Servimedia.

En concreto, el saldo hipotecario cerró el año pasado en un total de 513.266,4 millones y ha pasado a 508.375,5 millones al término de febrero, evidenciando el descenso de 4.890,9 millones (-0,95%).

Es la caída más acusada desde 2013, cuando en los meses de enero y febrero, el crédito hipotecario descendió en 6.686,4 millones, un 1,04%.

Desde entonces hasta hoy, se han registrado descensos inferiores y en casi todos los años en un periodo equivalente. En 2014, el saldo hipotecario retrocedió en 4.091 millones; en 2015 lo hizo en una cifra parecida, 4.024,8 millones; en 2016 se moderó hasta caer en 3.035,3 millones; en 2017 restó 3.310 millones; en 2018 se redujo en menor medida, en 2.790 millones; en 2019 se suavizó más, de 1.314,4 millones; en 2020 se situó en 1.240,8 millones; en 2021 se intensificó hasta los 3.797,3 millones; y 2022 fue la excepción con un ligero aumento del crédito hipotecario en 253,8 millones.

De esta manera, este año ha vuelto a cambiar la tendencia en la financiación en un contexto marcado por la subida de tipos de interés oficiales, que comenzó en julio del año pasado; la escalada del euríbor, que está en terreno positivo desde abril de 2022; la incertidumbre que rodea a la guerra de Ucrania; el empeoramiento del contexto macroeconómico, a lo que se suman las tensiones financieras mundiales de las últimas semanas.

Quizás también te interese:  España fue el tercer país de la UE con menor subida de ingresos familiares en 2021

El crédito para vivienda supone el 73,4% del total del que se concede a las familias, según el último dato de febrero. El resto se completa con préstamos al consumo y para otros fines.

En cuanto a la financiación a empresas, ésta muestra un comportamiento parecido, pues en los dos primeros meses del año se ha reducido el saldo de préstamos en 9.560,7 millones (-2%), la mayor caída en ese periodo desde febrero de 2014, cuando el descenso fue de 14.071,1 millones (-2,2%).

El total prestado a cierre de febrero se situó en 472.159,7 millones frente a los 481.720,5 millones en los que finalizó diciembre de 2022.

En el caso de las empresas, no ha habido excepción a las caídas en el crédito entre enero y febrero desde el máximo de 2014. El menor descenso se registró en 2021, por importe de 3.797,4 millones.

Los préstamos representan aproximadamente la mitad del total de financiación concedida a las compañías por las entidades de crédito, y el resto son préstamos exteriores y valores representativos de deuda.

Otras Noticias Relacionadas