Alegría dice que la lucha contra el acoso «no puede ser una tarea sólo de la escuela» y llama a las familias a implicarse

Alegría dice que la lucha contra el acoso «no puede ser una tarea sólo de la escuela» y llama a las familias a implicarse

MADRID, 05 (SERVIMEDIA)

La ministra de Educación y Formación Profesional, Pilar Alegría, aseguró este jueves que la lucha contra el acoso escolar «no puede ser una tarea sólo de la escuela, sino que es una responsabilidad como sociedad». «Las familias, el profesorado y todo el entorno de los centros educativos están implicados y deben ayudar a nuestras niñas, niños y adolescentes en esta lucha común», afirmó.

Así lo aseguró durante su participación en la jornada ‘Acoso escolar: ¿Qué podemos hacer desde casa?’, organizada en Zaragoza por la Asociación Aragonesa Pro Salud Mental.

«Mi mensaje es esperanzador: cuando se aplican planes y medidas eficaces, el resultado es una mejora del clima escolar, una mayor implicación de toda la comunidad educativa en la sociedad, un mejor rendimiento académico y, a la larga, mayor bienestar para el alumnado y sus familias», expuso.

También subrayó que las consecuencias del acoso pueden ser devastadoras en las víctimas y que «educar en los valores de convivencia y de respeto es la base desde la que construir una sociedad mejor».

La ministra recordó que la atención a la salud mental en la infancia y la adolescencia es una prioridad para los agentes sociales y que la nueva ley de educación introduce la figura de ‘coordinador de bienestar’ y promoverá contenidos de desarrollo emocional desde la Educación Infantil.

En España, según los datos de PISA de 2018, el 16,8% de los estudiantes de 15 años han sufrido acoso escolar, frente a un 23% de media en los países de la OCDE. «Este es un dato que, aunque ha mejorado, sigue siendo preocupante», señaló, y apuntó al aumento de las cifras de ciberacoso.

Alegría expuso también que el porcentaje de niños, niñas y adolescentes con trastornos mentales o de conducta ha crecido tras la pandemia. Según la ONG Save the Children, como efecto de la pandemia de covid-19, el 11% de los jóvenes de 15 a 24 años reportan síndromes depresivos.

Otras Noticias Relacionadas