Emotivo homenaje de la ONCE a las familias educadoras de perros guía

Emotivo homenaje  de la ONCE a las familias educadoras de perros guía

– Celebrado hoy en Madrid

MADRID, 26 (SERVIMEDIA)

Más de una veintena de futuros perros guía de la ONCE se reunieron este miércoles en Madrid para rendir un homenaje a las familias educadoras que los acogen durante un año para impulsar su socialización.

Organizado por el Consejo Territorial de la ONCE en Madrid con motivo del Día Internacional del Perro Guía que se celebra hoy, el acto estuvo marcado por la emoción, con la entrega de una figura de perro guía a tres familias que destacan por la cantidad de cachorros que han educado en la historia de la Fundación ONCE del Perro Guía.

Los homenajeados son Isabel Muñoz (15 cachorros); Ana y Mari Carmen, hermanas que también han educado a 15 cachorros, y Ramón y Susana, que criaron a 22 cachorros.

Las tres familias agradecieron la labor que realiza la Fundación ONCE del Perro Guía y aseguraron que «tener estos ha sido una maravilla» porque les aportaron «cariño, protección y seguridad, además de sentirse útiles para otras personas».

Conducido por la presidenta del Consejo Territorial de la ONCE en Madrid, Teresa Rodríguez, al evento asistió el presidente del Patronato de la Fundación ONCE del Perro Guía, Andrés Ramos.

Este explicó el plan de expansión previsto para poder entregar un mayor número de perros al año, para lo cual «necesitamos más familias educadoras».

Por su parte, el delegado de la ONCE en la Comunidad de Madrid, Luis Natalio Royo, señaló que las familias «son una pieza fundamental en las etapas por las que atraviesa un perro guía», porque terminará siendo «la extensión de la mano, el guía y protector de una persona ciega en el futuro».

Quizás también te interese:  El 45º Congreso Nacional de Semergen reunirá a 5.000 médicos de familia en Valencia para reflexionar sobre los retos de la Atención Primaria

FAMILIAS EDUCADORAS

Estas familias adoptan y educan un cachorro de futuro perro guía, aportando un granito de arena en la mejora de la autonomía de las personas ciegas. Los solicitantes deben tener disponibilidad para desplazarse a la sede de la Fundación, ubicada en Boadilla del Monte, para los controles y vacunaciones; y comprometerse a que el perro no esté solo más de dos horas diarias.

La Fundación entrega un perro de unos dos meses para que sea cuidado, le enseñen pautas de obediencia básica y, sobre todo, lo puedan llevar a su lado a todas partes, a fin de que se habitúe a estar tranquilo y portarse bien en todo tipo de espacios públicos.

Las familias nunca están solas y tienen el apoyo y asesoramiento de un supervisor cuando es necesario. Ellas han de poner su tiempo y cariño, y la Fundación facilita todo lo demás. Para vivir esta experiencia «maravillosa» se debe acceder a la web de la Fundación ONCE del Perro Guía y rellenar el formulario.

Otras Noticias Relacionadas