¿Existe una rutina ideal para el cuidado facial?

¿Existe una rutina ideal para el cuidado facial?

Cada piel es única y requiere distintos cuidados para lucir bonita y saludable.

Hidratar, controlar el acné, evitar descamaciones, mejorar la apariencia del poro… son algunas de las preocupaciones que pueden tratarse y gracias a una dermoasesoría con un profesional pueden mejorar.

Realizar un buen diagnóstico de piel es clave para aportarle lo que necesita para estar sana.

La piel es el órgano más expuesto de nuestro organismo y necesita atención personalizada.

“Hoy en día, gracias al mundo online no es necesario desplazarse para realizar una dermoasesoría, basta una consulta online para comenzar a cuidar la piel correctamente según necesidades” explican desde Farmacia Segarra.

Uno de los problemas que más preocupan es el acné, que afecta alrededor del 80% de los jóvenes e influye directamente en su seguridad y autoestima.

Sin embargo, según los últimos estudios, no son solo los adolescentes los que sufren esta patología, sino que también afecta a adultos, y puede ser debido a alteraciones hormonales, mala alimentación, e incluso la contaminación.

Al inicio del tratamiento para el acné, es importante tener en cuenta, como explica la especialista en desmocosmética Gisela Segarra, el llamado “Efecto Purga”.

Este “efecto purga” es un proceso que sucede sobre todo al comenzar el tratamiento, y es como si saliera de golpe toda la grasa de la piel formando incluso más granitos.

Esto ocurre sobre todo cuando se incluyen activos renovadores de la piel como el retinol y/o alfa o beta-hidroxiácidos, que aceleran la renovación celular eliminando las células muertas de la superficie de la piel que son, para entenderlo, las que forman microcomedones y obstruyen el poro.

Quizás también te interese:  Ayuntamiento y Comunidad de Madrid se reúnen para reforzar los lazos de colaboración en salud entre administraciones

Es decir, el “efecto purga” hace visibles mucho antes esos microcomedones que de todas formas iban a convertirse en grano.

Sin embargo, hay que ser constante y tener paciencia, porque si pasa eso es que el tratamiento está funcionando, y tan solo en un mes se pueden empezar a ver los resultados.

En conclusión, ponerse en manos de un especialista es crucial para obtener resultados favorables en el cuidado de la piel.

Otras Noticias Relacionadas